Sí, cuéntame, el cuento de tu vida.

Sí, cuéntame tu cuento, el de tu vida, y dadme tu tiempo, y toma el mío.
 Quiero escucharlo despacio.
 Te dedicaré mi tiempo, lo que más aprecio. 
 Cuéntame un cuento: el del caballo solitario el de la princesa galopando el del niño del risketo. 
 El que te contaba, para dormirte ,el que me pediste aquel día, el que nunca supe contarte,  el del niño que quería ser gigante o el del” Ángel de la Guarda dulce compañía, no me desampares, ni de noche ni de dia. 
 “El de Jesusito de mi vida, eres niño como yo, por eso te quiero tanto y te doy mi corazón.” 
 El de la caricia alegre, el del beso en la mejilla, el del pirata pata negra, o el que .”A Dios pide por la noche .Se convierta, su deseo en realidad. 
 Pero no dejes nunca, que la realidad te cambie. 
 Sigue contando cuentos, de seis a noventa años. 
 Que yo, pararé mi tiempo para escucharte contarlo.

Comentarios

Entradas populares